EL ARTE DE LA ODONTOLOGÍA

El mundo de la odontología ha sido retratado en obras de importantes artistas del barroco de una manera interesante ya que la higiene bucodental ha sido de gran relevancia para el ser humano desde su origen. Todos sabemos lo fundamental que es tener una boca sana y con el paso de los años los avances en tecnología, seguridad y la gran capacidad de nuestros profesionales han hecho que acudir a la consulta de nuestro dentista sea una experiencia apacible y placentera.

A continuación les mostramos importantes obras que exponen de manera extraordinaria el mundo de la odontología propio del siglo XVII:

El charlatán sacamuelas, de Theodor Rombouts.

En el museo del Prado (Madrid) podemos encontrar “El charlatán sacamuelas”, una obra realizada por el pintor barroco flamenco Theodor Rombouts. La obra nos traslada al año 1627 donde se representa una escena clásica de la odontología. En la ilustración se muestra a un sacamuelas ambulante y alrededor de este, los pacientes esperan su turno para ser atendidos.

Theodor Rombouts (1597-1637)  fue un pintor belga cuyas obras se inspiraban en el famoso Caravaggio, autor más importante de la pintura del barroco. Entre las obras más importantes de Rombouts se encuentran “El concierto” y “Prometeo”.

Consulta de un sacamuelas de la época.

En el museo del Louvre (Paris) se encuentra “El sacamuelas”, obra ilustrada por el autor Gerrit Dou entre los años 1630 y 1635. En ella aparece un sacamuelas interviniendo a un paciente de la época. Con esta representación podemos hacernos una idea de cómo era la consulta de un dentista del siglo XVII nada comparable con las modernas y cómodas consultas de hoy en día. Ya quisiera el mismísimo padre de la odontología, Pierre Fauchard realizar una intervención con los avances en tecnología con los que actualmente contamos.

Solo les bastaba con la confianza y la profesionalidad.

El autor Gerrit Van Honthorst también trató la temática odontológica en sus obras. “El sacamuelas” (1622) retrata muy bien la figura del odontólogo. Se puede apreciar el asombro en las caras de los allí presentes, además de la seguridad del dentista al realizar su trabajo. Sólo le bastaba con la luz de una vela para realizar las extracciones y calmar ese dolor de muelas del paciente en cuestión.

Gerrit Van Honthorst, es un autor que retrata con determinación todos los aspectos de la vida cotidiana de las personas del siglo XVII hasta el punto de cuidar hasta el más mínimo detalle.

Ahora todo es más cómodo y placentero.

Por último, la obra de J.H. Steen, “El cirujano” realizada en 1651, como en todas las obras anteriores, también retrata la figura del dentista, a la vez que unas cuantas personas miran con asombro el trabajo que con gran profesionalidad realiza.

Aunque el desempeño de un profesional de la odontología sea difícil y duro, desde hace siglos los dentistas con gran seguridad y oficio han continuado realizando su trabajo y haciendo que millones de personas tengan una calidad de vida mejor. Su esfuerzo y dedicación diarios han permitido que surjan grandes avances en tecnología en el campo de la odontología y que hoy en día por suerte podamos disfrutar cuando acudimos a la consulta de nuestro doctor.

Carlo Dossi

“La sonrisa es a la belleza lo que la sal es a la comida”


 Carlo Dossi (1849-1910) Escritor , diplomático y arqueólogo italiano.

Entre los miembros más importantes de Scapigliatura Milán, que era particularmente en relación con otros autores como Emilio Praga y Luigi Conconi y todavía se aprecia la franqueza de sus escritos, el lenguaje sofisticado, pero comprensible para todos, la fuerte ironía y la crítica se mueve a su vez en las esferas políticas y sociales.

Tanto la literatura como sus ensayos están marcados por el gusto del autor por el pastiche lingüística y el uso deformación de las descripciones grotescas. Las novelas a menudo tienen una estructura narrativa poco convencional, con frecuentes digresiones, citas y repeticiones, a la manera de las más apreciadas por los autores Dossi, Jean Paul y Laurence Sterne . La forma léxica y sintáctica es compleja, con saltos bruscos dall’aulico las palabras latinas populares, nuevas palabras, expresiones y términos de argot, técnica y dialecto. La fuerza del lenguaje más allá de su uso actual ha llevado a Gianfranco Contini para definir Dossi el iniciador de la “línea de Lombard” del experimentalismo que tendrá entonces el máximo representante de Carlo Emilio Gadda . Dossi, sin embargo, no llega a la violencia expresionista Gadda: en vez trató de establecer un lenguaje personal alejado de la utilización común usado, donde los elementos de diferentes orígenes conviven de manera armónica con la finalidad de vez en cuando irónica o nostálgico, sin contrastes estilísticos . Dossi representa completamente la ambigüedad de Scapigliatura , dividido entre la influencia romántica y preocupaciones decadente.

Mark Twain

“Las arrugas únicamente indican donde han estado las sonrisas”


 Mark Twain (1835-1910) Escritor, orador y humorista estadounidense.

Mark Twain un aventurero incansable, encontró en su propia vida la inspiración para sus obras literarias. Creció en Hannibal, pequeño pueblo ribereño del Mississippi. A los doce años quedó huérfano de padre, abandonó los estudios y entró como aprendiz de tipógrafo en una editorial, a la vez que comenzó a escribir sus primeros artículos periodísticos; ya en 1851 publicaba notas en el periódico de su hermano. Posteriormente trabajó en imprentas de Keokuk, Iowa, Nueva York, Filadelfia y otras ciudades. Más adelante fue piloto de un barco de vapor, soldado de la Confederación, y minero en las minas de plata de Nevada.

En 1862 comenzó a trabajar como periodista en el Territorial Enterprise de Virginia City (Nevada) y, al año siguiente, comenzó a firmar con el seudónimo Mark Twain.

Sus visiones críticas contra el racismo, el esclavitud y otros temas sociales conflictivos truncaron su vocación de periodista.

A partir de 1864 empezó a frecuentar a otros escritores. En 1867 viajó a Europa y Tierra Santa. En 1870 se casó con Olivia Langdon.

Su talento literario se desplegó plenamente con Las aventuras de Huckleberry Finn (1882), Tom Sawyer, y que es, sin duda, su obra maestra, etc.

Fue reconocido mundialmente durante los últimos años de su vida, y recibió el doctorado Honoris Causa por la Universidad de Oxford (Inglaterra), en 1907. Murió el 21 de abril de 1910 en Nueva York.