Recomendaciones y consejos de dentistas para la higiene bucal

Acudimos al dentista cuando sentimos molestias en la boca. Pero deberíamos acudir mucho antes. Los dentistas no están simplemente para solucionar problemas, sino también para prevenirlos. Una visita al dentista de manera periódica, aunque sea tan solo para revisar nuestra boca y pedir consejo, nos libraría de muchos disgustos y problemas de salud, además de evitar tener que someternos a dolorosos y costosos tratamientos. Hoy vamos a darte unos consejos para que sepas cómo llevar a cabo tu higiene bucal. Son las recomendaciones que solemos dar a los pacientes que se acercan a las clínicas Giménez tanto en el Centro como en Huercal de Almería. Si buscas dentista en Almería, acércate por la clínica que tengas más cercana.

Cepillar después de cada comida

Hay dentistas que aconsejan cepillarse los dientes entre 2 y 3 veces al día. Otros te dirán que has de cepillártelos después de haber comido. Lo ideal es mantener siempre la boca limpia, pues, de esta forma, se evita la proliferación de gérmenes y sarro y el mal aliento. Es bueno acostumbrarse a no comer entre horas. De este modo, evitarás quebraderos de cabeza con el tema del cepillado y, además, será mejor para tu salud. No obstante, si, por ejemplo, estás en la calle y te dan a probar una patata frita, tampoco tienes que salir corriendo a cepillarte. Pero evita, en la medida de lo posible, alimentos con azúcar y pegajosos.
 
Has de usar un cepillo de cerdas suaves para no dañar las encías. Y debes cepillarte sin olvidar ningún diente ni tampoco las muelas que están al final. Has de cepillarte hacia afuera y arrastrar la suciedad hacia el exterior y nunca hacia las encías.
Por último, cepíllate también la lengua, ya que en ella se acumulan gérmenes y sarro.
 
Además del cepillado dental, tienes que masajear suavemente las encías con el cepillo, lo cual estimulará la circulación de la sangre y es muy bueno.

Enjuague bucal

Hay diferentes opciones en el mercado. Te aconsejamos elegir uno que no lleve alcohol para que no irrite las encías. La clorhexidina es desinfectante. Te la recomendamos muy especialmente si padeces gingivitis o enfermedades bucales.
También te puedes enjuagar con un poco de agua oxigenada disuelta en agua.
Si tienes heridas, es bueno hacer enjuagues de agua con sal. La sal es cicatrizante.

Hilo dental

Poca gente lo emplea. El hilo dental es necesario para eliminar la suciedad que queda entre los dientes y a la cual no logra acceder el cepillo. Su uso debe hacerse con cuidado para no hacerte daño. Si no sabes cómo usarlo, pregunta a tu dentista y él te enseñará.
 
Si tenemos zonas de difícil acceso con el cepillo normal, utilizaremos cepillos interdentales, que son pequeños y flexibles, para llegar a áreas complejas de la boca

1 comentario

Escribe tu comentario

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *